El estrés laboral no solo tiene un impacto negativo en los trabajadores, sino también en el funcionamiento de la empresa. Hoy en día existen muchas maneras que hacen que tu trabajo sea menos estresante. Aquí te regalamos 10 tips para estar relajado en el trabajo.

Los compromisos profesionales son agotadores. Reuniones largas y continuas, a veces con personas hostiles. A menudo, el trabajador almuerza y ​​trabaja al mismo tiempo para manejar todo.

Si eres un empleado tiempo completo, que apenas tienes lugar para comer y te sientes muchas veces cansado de tanto trabajo. Relájate, este artículo es para ti. Aquí te mostraremos algunos consejos para que te sientas relajado en tu lugar de trabajo.

Tips para estar relajado en el trabajo.

El estrés es parte de la vida moderna. Necesitamos estar conectados las 24 horas. Trabajamos cada vez más duro. Tenemos que absorber un montón de información en poco tiempo. La rutina diaria, el colegio de los niños,  el tráfico. Lo que sobra son razones para enloquecer.

Entonces, ¿cómo no volverse loco? Tienes aquí 10 tips para estar relajado en el trabajo. Estos consejos son ideales sobre todo para uno de esos días en los que crees que todo el mundo está en tu contra.

1- Camina.

Caminar unos minutos te permite relajarte y reenfocarte. Tómate un tiempo para caminar, mejor aún, encuentra un espacio que pueda ayudarte a concentrarte mejor en tu cuerpo, ir a tu propio ritmo con tus pasos y tu respiración.

Caminar es la mejor manera de calmar la mente, encontrarse y reenfocar la energía vital. Según estudios recientes, una caminata simple ayudará al cuerpo a producir endorfinas que contrarrestarán las hormonas del estrés y restablecerán la calma.

2- Respira hondo.

Los ejercicios de respiración son técnicas de relajación cuyos resultados son inmediatos. La respiración profunda ayuda especialmente a relajar e inmediatamente reduce la tensión y el estrés, ya que estimula el sistema nervioso parasimpático y promueve el apaciguamiento.

3- Imagina una situación relajante.

Según estudios científicos, las imaginaciones o visualizaciones mentales simples pueden ayudar a encontrar un estado de relajación. Siéntate y cierra los ojos. Imagina una situación relajante y tranquila (en una pradera en medio de un campo de rosas, en plenas vacaciones descansando en la playa).

4- Pon algo de verde.

El verde puede relajarte y ser efectivo para purificar el aire y el medio ambiente. Algunos estudios han demostrado que la presencia de plantas principalmente verdes en la oficina reduce el absentismo debido al estrés físico y mental y aumenta la tasa de productividad.

5- Tómate un descanso.

Los descansos son esenciales en el lugar de trabajo. Desconéctate por completo, aléjate de tu computadora e incluso de tu escritorio y apaga tu teléfono. Durante este descanso puedes:

  • Estirarte y enderezarte. Levántate, estira tus brazos y párate de puntillas. Respira
  • Ajusta tu postura. Ponte cómodo
  • Contacta un masajista a domicilio. Masajes en tu cuero cabelludo, en las sienes, la frente y entre las cejas con las yemas de los dedos, te llevarán al paraíso. Puedes usar aceites esenciales.
  • Toma un pequeño refrigerio, bebe agua. Puedes tomar un té de hierbas o té verde.
  • Conversa con colegas. Habla de cualquier tema ajeno al trabajo. Nada que te genere preocupación o estrés. Ríete.

6- Escucha música.

Escuchar música suave y tranquila promovería la producción de dopamina en el cerebro, una hormona del bienestar y el placer. Escucha la música que te haga sentir más cómodo.

Según varios estudios, una pieza musical que te agrade provoca una respiración profunda, reduce la frecuencia cardíaca y estimula al cuerpo a producir serotonina, otra hormona del bienestar. Por lo tanto, es relajación total.

7- Come con placer.

Comer o tener hambre a menudo es una reacción al estrés. Aquí, te recomendamos que comas razonablemente para frustrar los signos de estrés, pero al mismo tiempo calmar la mente. Elije un bocadillo adecuado, saludable y bien equilibrado como una fruta, un puñado de nueces o almendras, un huevo cocido, yogur, una manzana o una barra de cereal.

8- Relájate

Si a menudo te resulta difícil frenar y soltar, comienza con una relajación muscular progresiva, una técnica que te ayudará a relajarte profundamente y a deshacerte de la tensión. Puedes iniciar así:

Relajación corporal

Toma un respiro; durante la inspiración, contrae un músculo (un hombro, por ejemplo). Bloquea tu respiración y sostén el músculo contraído por unos segundos. Concéntrate en el músculo tenso y contraído.

Luego, exhala suave y lentamente libera el músculo contraído y concéntrate en la sensación de relajación que te proporcionará. Aplique este ejercicio a todos los músculos de tu cuerpo. Comienza con los dedos de los pies, sube gradualmente y termina con los músculos de la cara.

Relajación de los ojos.

Si tu trabajo requiere que pases mucho tiempo frente a una pantalla. Esta relajación es ideal para ti. Varios ejercicios pueden ayudarte a cuidar tus ojos. Aquí tienes algunos ejercicios que puedes realizar regularmente cada hora:

Ejercicio 1:

Siéntate cómodamente y descansa los codos en tu escritorio. Cierra los ojos y coloca las manos sobre cada ojo, dentro de un caparazón, para ennegrecer pero no presiones los ojos. Permanece en esta postura durante unos minutos para descansar los ojos.

Ejercicio 2:

Siempre con los ojos cerrados, realiza movimientos muy lentos de arriba a abajo, de izquierda a derecha y luego regresa al centro.

Ejercicio 3:

Abre los ojos, fija un punto en el horizonte y relájate.

9- Llama a tu mejor amigo o haz una cita

Un pequeño nicho para chatear, y ¿por qué no?  una cita entre mediodía y dos, o simplemente una llamada entre amigos, han demostrado ser efectivos para reducir el nivel de estrés. Los resultados de estos estudios son confirmados por psicólogos.

10- Haz yoga

Los beneficios del yoga en la salud ya no son un desafío. El yoga es una excelente opción para poner en relajación tu cuerpo y tu mente. Varias posturas pueden ayudarte a aliviar el estrés y la tensión en los músculos del cuerpo.

Te recomendamos especialmente la postura del águila que te permite trabajar el equilibrio y estirar los hombros, el cuello y los muslos. Si lo haces con regularidad, la postura también puede prevenir el dolor lumbar porque promueve la apertura de la cadera y la pelvis.

Haz un esfuerzo y tómate en serio algunos de estos tips para estar relajado en el trabajo. Tu ingreso profesional no disminuirá. El mundo no terminará porque te detuviste por 1 minuto. Incluso las máquinas hacen pausas para realizar ajustes. 

Recuerda incluir en tus tips para relajarte en el trabajo, masajes relajantes a domicilio. En buenapeople.com, puedes contactar el mejor servicio de masajes de este tipo. Solo agenda la cita y listo. Tu trabajo también será un buen lugar para una sesión de masajes y relajación bien merecida.